martes, 18 de septiembre de 2018

LA EDUCACIÓN EN CATALUÑA EVIDENCIA LA VERGÜENZA DE LA GESTIÓN Y POLÍTICAS DE LOS GOBIERNOS CENTRALES

Es inevitable, hay que seguir con la política y sus repercusiones, porque la importancia de los hechos que nos va desvelando la prensa y los debates parlamentarios, etc. son más importantes que el comentario de cualquier nueva ley o de preceptos de cualquiera de las vigentes; sobre todo porque por encima de todo está la quiebra de la legalidad y el derecho. De otro lado, todo afecta a la administración pública como actividad y como institución.

También, resulta incomodo para mí tener que hacer referencia a entradas anteriores para exponer que ya se había tratado un asunto, antes de que se evidencie su realidad, pues no se trata de un "ya lo dije" sino de comprobar que no era una exageración personal y que la cuestión está tan podrida que se manifiesta la podredumbre para todos. Hoy el tema es el de la ocultación de un informe de la Alta Inspección del Estado que el diario El Mundo nos muestra aquí, en líneas generales, y que el Gobierno dice que carece de valor científico y que no va a publicar.

 Así otra vez he de recurrir a las entradas referidas a lo que ocurre cuando la política lo ocupa todo y en concreto a la de la educación, para evitar duplicarla, ya que en ella queda expuesto lo que se evidencia en ese artículo de prensa sobre un informe, que al no publicarse no puede ser referencia. Pero sabemos que se encarga por el anterior gobierno, se guarda y el actual prosigue en la actitud. Y el hecho de que se encargue, nos hace pensar que no hay una actividad permanente de dicha alta inspección de control y garantía; o sea no hay inspección del Estado, y las que hay son de ir por casa y dominadas por la Administración de turno mediante nombramientos ad hoc, en cuanto las inspecciones docentes como cuerpos estatales fueron eliminadas. O sea el Estado no tiene ni alta (porque no actúa), ni media, ni básica inspección docente para hacer efectiva su obligación según el artículo 27 de la Constitución en general y en especial en su punto 8: Los poderes públicos inspeccionarán y homologarán el sistema educativo para garantizar el cumplimiento de las leyes.

Garantizar el cumplimiento de las leyes, bonita frase que la realidad muestra que no es labor tomada en serio y, aunque tiente decir que da risa, lo que provoca es una intensa tristeza. El olor a podrido es evidente pues ha salido de las cloacas y está en la calle y llega a nuestro ámbito personal. Parece que es posible decir que no queda títere sin cabeza. Si releo el blog, seguro que me afirmo en esa idea. ¿Qué pasa con los buenos? ¿Donde están? Porque en casi todos los que se manifiestan políticamente hay simplemente interés en destruir al adversario y en obtener el poder, pero España queda en un plano muy secundario y con ello los ciudadanos están indefensos, pues toda institución o poder estatal muestra quiebras importantes y no son ellos la garantía sino que ésta queda como obra de elementos aislados de unas u otros, que no se corrompen. 

En Valencia, seguimos en pleno ataque a la enseñanza privada y el Estado parece ir por el mismo camino, pues leo que se quiere cambiar el criterio de la demanda social a la hora de planificar la oferta de plazas escolares. Si es así, se evidenciará que el artículo 27 de la Constitución ya citado, es inútil cuando la izquierda y los nacionalismos quieren adoctrinar y dominar el espacio educativo. Porque, además se hace de la mentira contenido científico y se engaña al más débil.

El otro día les comentaba que en el doctorado se trata de investigar y hacía referencia a la existencia de "negros" que escriben tesis doctorales para otros. Lo hacía por reclamarlo la actualidad. No citaba a la persona afectada por las dudas en su trabajo, ni lo hago ahora, sólo quiero, como muestra, señalar que leí, al poco, que dicha persona señalaba en las redes sociales, que no podía investigar y poco después que la tesis era un esfuerzo de muchas personas. Aluciné, en dos comentarios daba pié a considerar que la tesis no cumplía los requisitos más elementales para otorgarle el doctorado ni para admitirla como tal. Si los comentarios son ciertos, qué otra prueba se necesita.

Desde el mismo momento en que la Constitución se aprobó, ha habido una acción contraria a sus preceptos y a la organización que establece y contra algunos de nuestros derechos fundamentales, por acción de los nacionalismos y vergonzosa renuncia de los gobiernos del Estado a serlo. Una renuncia que hoy, con el transcurso del tiempo, se muestra vergonzosa y que pone a España y a sus ciudadanos en una situación complicada y a un esfuerzo político y administrativo muy complejo. Han jurado y prometido, pero han dinamitado a la Constitución y ha de ser: por cobardía e inutilidad, por intereses de partido y conservación del poder o por clara corrupción o inmoralidad.

A mi me parece que estamos en un momento crucial, esperemos que no revienten más pústulas hedientas y que surjan grupos sanadores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Translate

Entrada destacada

He escrito mucho sobre las políticas públicas y lo he hecho desde la conceptuación que de ellas nos ofrece el profesor Baena del Alcázar en...